martes, 19 de febrero de 2013

+ adhesiones

Yo estuve allí. Muchos me convocaron a hacerlo. Me convocó Quica Errandona, Maria Esther Gatti, Tota Quinteros, Blanca Artigas, Violeta Malugani, Irma Hernandez, Luz Ibarburu y tantos que no pudieron físicamente estar allí, pero vaya si estaban!

 Me convocó la estatura de una mujer, de una magistrada, que junto a otros operadores del sistema judicial – muy pocos, aun por desgracia-, me enseñaron con su ejemplo, que el saber jurídico puede ser un instrumento liberador. Y porque como bien dijo el canciller Luís Almagro era importante dar un mensaje firme de reconocimiento al trabajo que hizo Mariana Mota, y dar una señal a aquéllos que pueden ser futuros Mariana Mota de que es importante que se haga ese trabajo y que no los dejaremos solos frente a las arbitrariedades y las injusticias.

Raúl Olivera Alfaro
.605.589-9

 -----------------------------------------------------------------
 YO ESTUVE, junto con decenas de uruguayos, indignados, violentados, ante un acto de injusticia, esta vez producto de una decisión de la Suprema Corte de Justicia de nuestro país. Porque aún tenemos la reacción sana de protestar, de gritar a pesar que vivimos años de dictadura, a pesar de la impunidad instalada durante décadas, con la complicidad de cíviles y militares. Porque no quiero una justicia obsecuente con el poder político, que se ha escudado hasta ahora en una ley, claramente inconstitucional, que interfería en su función de investigar y castigar y no demandó contra ello. Porque el traslado de la jueza Mota, es una triquiñuela reiterada, ejemplarizante, para el logro de la homogeneidad, que expulsa, aísla, a los que son capaces de enfrentar los códigos no escritos, pero conocidos por los funcionarios judiciales. Porque estamos cansados de esperar durante décadas y los muertos cada día nos pesan más. Por eso YO ESTUVE.
Sara Méndez 


-----------------------------------------------------------------

 YO ESTUVE ALLI. QUE NOS CITEN A TODOS

 LAURA CABRERA SAN MARTIN PERIODISTA 

-----------------------------------------------------------------

 Estuve en la sede de la Suprema Corte de justicia acompañando no solo a la jueza mariana mota y solidarizándome con ella, en un traslado injusto, arbitrario, tratando de desconocer su trabajo serio y apegado a toda la normativa nacional e internacional referida a la VIOLACIÓN DE DERECHOS HUMANOS. TAMBIÉN SOLIDARIZÁNDOME CON TODOS LOS COMPAÑEROS QUE HOY MANTIENEN DENUNCIAS DE TORTURAS, Y VEJÁMENES MANTENIENDO EN ALTO LA BANDERA CONTRA LA IMPUNIDAD. PORQUE LO URUGUAYOS NOS MERECEMOS UN PAÍS SIN IMPUNIDAD!! Porque no puedo dejar de apoyar a los mas valientes y defensores de la democracia. Abrazo a todos los luchadores sociales.

Ana Vignoli

1 comentario:

Manuela Abrahan dijo...

Estuve el 15 de febrero a las 10 de la mañana en el Pasaje de los Derechos Humanos para recordarle a la Suprema Corte de Justicia que debe hacerle honor al nombre de su explanada.
Estuve...porque el NUNCA MAS no se decreta sino que se construye, y estoy convencida de que la lucha por Memoria, Verdad y Justicia que lo garantice, se da desde la sociedad civil. Lo cual ha sido demostrado: desde éstas con el trabajo sostenido durante tantos años; y desde todos los gobiernos desde la reapertura democrática, con la vergonzosa omisión y desidia. El Frente Amplio ha convertido su compromiso histórico de saldar las deudas del pasado reciente en letra muerta,
Estuve...porque trasladando a la Jueza Mariana Mota "no se acaba el mundo", pero si la única posibilidad presente y real de comenzar a sanar las heridas mas dolorosas, lo cual solo podrá lograrse a través del necesario esclarecimiento de los hechos y castigo de los terroristas de Estado.
Estuve...porque utilizando las mismas palabras que el Presidente José Mujica pero con un significado que por suerte me deja en la vereda de enfrente, "me da vergüenza lo que paso en la SCJ"...el miércoles 13, me pareció "algo feo, muy feo y ojala no hubiera pasado"
Estuve...porque no concibo que transcurramos anestesiados y pasemos de largo cuando se pretende condenar a este país a repetir su pasado, a vivir en la impunidad que se cuela por los recovecos menos pensados, viajando al presente y catapultándose como una herencia para las futuras generaciones.
Lo que protagonizamos el viernes 15 frente a la SCJ fue un hecho inédito, al decir de José Luis Rebellato existen "practicas que encierran una intencionalidad transformadora y que nos transmiten el mensaje de que este mundo tiene que cambiar. Practicas que conforman un mar de fueguitos. No siempre coherentes, no sistematizadas suficientemente, cargadas de logros y de fracasos, a veces no evaluadas. Nacidas de la fuerza del movimiento y de la potencia instituyentes,..Muchas veces pasan desapercibidas, otras veces son desvalorizadas, otras son utilizadas por el propio sistema
y otras son limitadas, desconocidas y alejadas de la construcción de un proyecto político alternativo. A veces usadas por la derecha y paradojalmente, a veces omitidas por la izquierda. Practicas que articulan lo micro y lo macro, la organización y los procesos pedagógicos, las respuestas a necesidades y las culturas, los símbolos, los ritmos. Practicas cargadas de utopia, pero que a la vez buscan dar respuestas concretas...Su novedad, no siempre manifiesta, por momentos no nos deja vislumbrar que quizás allí se está construyendo lo inédito" (Ética de la Liberación; 2008:17-19)

Manuela Abrahan